noviembre 25, 2017

Lo que sembramos, vamos a cosechar

Grandes problemas nos pueden acarrear la negligencia y descuidos en la formación de nuestros hijos. Pequeños detalles que pasemos por alto en nuestra labor como padres repercutirán negativamente en la vida de nuestros hijos cuando sean adultos.Estos pequeños son nuestra responsabilidad.

Lee esta carta que tu hijo te envía y luego ora por tu vida familiar.


CARTA DE LOS HIJOS A LOS PADRES:
  • No me des todo lo que te pido, sólo lo que necesito.
  • No grites, ni uses la violencia para solucionar los problemas en casa.
  • Corrígeme cuando esté equivocado.
  • Necesito que pongas límite en mi vida para saber hasta dónde puedo y tengo que llegar.
  • Enséñame a ganarme la vida por mi mismo.
  • Ayúdame a ser una persona responsable de lo que hago y de lo que digo.
  • Enséñame a saber elegir lo que es mejor para mí.
  • Enséñame a conocer al único Dios verdadero.
  • No me des la razón cuando yo esté equivocado.
  • Enséñame a distinguir lo bueno de lo malo.
  • No te disculpes por los problemas que yo causo a otros, sino que enséñame a enfrentarlos.
TU HIJO
ORACIÓN
Gracias Dios por la familia que me haz ayudado a formar, por mis hijos. Tal vez no soy la mejor madre o mejor padre, es por ello que te pido me enseñes a brindarle a mis hijos una enseñanza centrada en tu palabra y basada en cada una de las promesas que tu nos brindas a través de ella. Guárdanos de rencillas y ayúdanos cada día a acercarnos más a ti y vivir una vida en santidad junto a nuestro hijos.
Amén.

1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar